Conecta con nosotros

Noticias

CCleaner, ¿una amenaza de seguridad para Windows 10?

Publicado el

CCleaner, ¿una amenaza de seguridad para Windows 10?

Prácticamente cualquier usuario de Windows conoce CCleaner, pues se trata de unas de las aplicaciones de optimización del sistema operativo más populares y veteranas para el sistema operativo de Microsoft. Entre sus funciones se encuentran la limpieza del registro de configuraciones de Windows, el borrado de archivos innecesarios para incrementar el espacio disponible en disco y otras múltiples e interesantes funciones.

Como mencionaba antes, CCleaner es una aplicación bastante veterana: vio la luz en 2003 de la mano de su empresa desarrolladora, la británica Piriform, popular también por algunos otros de sus desarrollos como Defraggler, Recuva y Speccy. Tras años de reconocimiento por parte de los usuarios (un reconocimiento por la vía de los hechos, concretamente el uso de su software), Piriform fue adquirida por la empresa de seguridad Avast en 2017.

MS Recomienda

Estudio sobre ciberseguridad en la empresa española ¡Participa en nuestra encuesta y gana!
Estudio "La virtualización en las empresas españolas" ¡Descárgate el informe!
Gestiona los dispositivos de tu empresa de forma inteligente Leer

Su relación con Windows o, para ser más exactos, con Microsoft, no se encuentra pese a ello en su mejor momento. Y es que, como informa Bleeping Computer, durante los últimos días los usuarios de Windows que intentan instalar CCleaner se están encontrando con que Windows Defender les informa de que se trata de una aplicación potencialmente no deseada (PUA), si bien no informa sobre las razones de dicha clasificación, y pese a que la descarga e instalación hayan sido llevadas a cabo de manera consciente por el usuario.

En una publicación de 2018, Microsoft se refiere a los optimizadores del sistema, como CCleaner, como productos que pueden provocar problemas graves al realizar modificaciones incorrectas en el registros, lo que puede traducirse en una inestabilidad del sistema que lleve a los usuarios a tener que reinstalar el sistema operativo en sus equipos. En dicho caso, Microsoft se exonera de responsabilidad alguna, aludiendo además a que cada aplicación de este tipo tiene una operativa distinta al resto.

En una consideración general sobre este tipo de software, es decir, sin aludir específicamente a CCleaner o a alguno de sus rivales, los de Redmond también afirmaban en dicha publicación que estos programas tienden a mostrar reclamos «engañosos» o «inexactos», así como a exagerar la información sobre el estado del sistema, dando a entender que éste es peor de lo que en realidad sería, con el fin de forzar al usuario a emplear sus funciones de optimización.

Ocurre, sin embargo, que esta descripción genérica no parece ser, en realidad, la razón esgrimida por los de Redmond para clasificar CCleaner como PUA. En declaraciones a Bleeeping, un portavoz de los de Redmond ha informado de que dicha clasificación se circunscribe exclusivamente a la versión gratuita del software, y que se debe a que, durante la instalación del mismo, se ofrece la instalación de aplicaciones de terceros, algo que puede pasar desapercibido cuando el usuario no revisa lo que se muestra en cada pantalla antes de pulsar «Siguiente».

No es este el primer problema de reputación de CCleaner, ya en el pasado su función de recopilación de datos de uso y actualización automática y silenciosa de la aplicación resultó polémica, con bastantes publicaciones de usuarios en la red, que criticaban que la actualización se había llevado a cabo no ya sin su intervención, sino sin ni tan siquiera ser informados y/o consultados sobre la misma.

Si me dieran una cana por cada contenido que he escrito relacionado con la tecnología... pues sí, tendría las canas que tengo. Por lo demás, música, fotografía, café un eReader a reventar y una isla desierta. ¿Te vienes?

Lo más leído