Conecta con nosotros

Noticias

Los seis fraudes en línea más comunes contra empresas y autónomos

Publicado el

Fraudes en linea

Los fraudes en línea contra empresas y autónomos están a la orden del día. Se reproducen principalmente a través del correo electrónico o paginas web y ponen en grave riesgo la continuidad de los negocios ante las pérdidas económicas, de información, o los daños reputacionales corporativos, en ocasiones incalculables.

INCIBE, el Instituto Nacional de Ciberseguridad, señala las causas en la progresiva digitalización de las empresas, junto con el incremento del uso de Internet y dispositivos inteligentes que ha cambiado la mecánica de trabajo de muchas organizaciones. Esta rápida transformación y aparición de nuevas tecnologías ha supuesto que los ciberdelincuentes adapten sus métodos al nuevo escenario.

MS Recomienda

Estudio sobre ciberseguridad en la empresa española ¡Participa en nuestra encuesta y gana!
Estudio "La virtualización en las empresas españolas" ¡Descárgate el informe!
Gestiona los dispositivos de tu empresa de forma inteligente Leer

Los ataques son cada vez más potentes y exitosos a pesar de las medidas de seguridad implementadas. Y es que, para esquivar las protecciones de hardware y software, los atacantes ponen en la diana al principal y más débil eslabón de la cadena, las personas, mediante el uso de una ingeniería social más sofisticadas.

Fraudes en línea contra empresas

Entendiendo que conocer al enemigo es una de las principales defensas para mejorar la ciberseguridad, INCIBE ha creado una infografía donde muestra de manera visual los seis fraudes más comunes que pueden afectar a las empresas o autónomos en su día a día digital, explicando de forma detallada cómo se producen cada uno de ellos.

  • Email spoofing. Suplantan la identidad de una organización o persona mediante un correo de un remitente falso.
  • Sextorsión. El ciberdelincuente chantajea a la víctima con un supuesto vídeo de contenido íntimo.
  • Suplantación de proveedores. El ciberdelincuente suplanta a un proveedor de la empresa y solicita cambiar el número de cuenta.
  • Hotlinking. Uso de los recursos de tu web en un sitio web fraudulento.
  • Suplantación de marca. Los ciberdelincuentes suplantan la imagen corporativa creando una copia de la web legítima.
  • E-skimming. Los ciberdelincuentes roban información bancaria y personal de los usuarios de tiendas online legítimas.

Tienes más información e infografía de estos fraudes en línea contra empresas en INCIBE.

Lo más leído